Es fácil de entender que hoy en día, con internet presente en gran parte del planeta y con la tecnología móvil aprovechándose cada vez más para todo, el dinero físico no deje de ser pasado en breve y se necesite algún método de pago que utilice tanto internet como los terminales móviles.

En este panorama encaja perfectamente el concepto de la criptomoneda.

Ademas con un mercado cada vez más inflacionario en las divisas, la economía esta reclamando un cambio, un nuevo comienzo donde corregir los errores que al rededor del 2008 desembocaron en una de las crisis económicas mundiales mas significativa.

La primera criptomoneda que existió y que comenzó a funcionar fue el famoso Bitcoin hace 11 años, en 2009. Se trata de la primera red entre pares de pagos descentralizados, sin una autoridad central o intermediarios. Detrás de la creación de este protocolo se encuentra una persona anónima (o grupo de personas) denominada Shatosi Nakamoto.

Con Bitcoin puedes pagarle a otra persona que viva en cualquier lugar del mundo con Bitcoins en cuestión de segundos sin la participación de un banco como intermediario y sin su comisión correspondiente.

De hecho, las transacciones internacionales de Bitcoins tienen un costo muy bajo si lo comparamos con las comisiones que habitualmente te cobra un banco por realizarte una transferencia internacional a otro banco.

Cada vez son más las empresas que aceptan como medio de pago el Bitcoin y otras criptomonedas.

Si te interesa saber más sobre Bitcoin puedes ver su whitepaper o documento oficial de una manera más resumida pinchando aquí.

El Bitcoin es ampliamente conocido y ya empieza a ser llamado el oro digital, pero no es la única criptodivisa existente. Desde hace años existen distintas criptodivisas como XRP, Ethereum, Litecoin o Dash que junto con los fork (disecciones) de Bitcoin, Bitcoin Cash y Bitcoin SV son algunas de las criptomonedas actuales de mayor capitalización. Todas ellas han sido desarrolladas utilizando distintas funciones criptográficas y tienen diferentes valores en función de su número de usuarios, el volumen de sus transacciones o usabilidad.

En Diciembre de 2019 nació la moneda llamada a ser la actualización de Bitcoin, 11 años mas joven, con nueva y mejor tecnología, mas rápida y más segura, el Bitcoin Vault.